Descartan casos de difteria, pero piden mantener vacunas y no alarmarse

0

SANTO DOMINGO. La alerta epidemiológica por sospecha de difteria generó un temor colectivo que ha hecho que la población acuda en masa a los centros de vacunación que operan en los hospitales públicos, subcentros de salud y clínicas privadas, obligando a las autoridades de Salud Pública a reponer los biológicos.

Los presidentes del Colegio Médico Dominicano (CMD), Wilson Roa, y de la Sociedad Dominicana de Infectología, Carmen Sarah Mota, coincidieron en que las autoridades deben reforzar los programas de vacunación en los lugares más vulnerables, vigilar la entrada y salida de personas en los aeropuertos, puertos y pasos fronterizos y en esos lugares donde se acumularán más personas con motivo del asueto de la Semana Santa, como son playas y balnearios.

“Un paciente con una probabilidad alta de difteria que esté en un balneario y con mucha gente puede ser foco de contagio para mucha gente, porque la transmisión es por vía respiratoria y contacto directo”, comentó Mota.

Roa dijo que la histeria que provoca la difteria, una enfermedad infectocontagiosa, producida por una bacteria que afecta las vías respiratorias y que presenta síntomas generales de fiebre y postración, se debe a la falta de promoción y prevención de la salud que en el país no se desarrolla, como es orientar a las personas a que mantengan al día sus esquemas de vacunas.

Sobre el particular, el ex presidente del CMD, Waldo Ariel Suero, dijo que las autoridades deben llamar a la población a la calma y ser más racionales con el uso de esta vacuna porque se agotarán pronto y solicitarla al Fondo Rotario toma tiempo.

“El Ministerio de Salud Pública debe mandar a vacunar en estos momentos solo a la población de riesgos citada anteriormente”, indicó Suero, quien es pediatra.

En ese orden, la pediatra y directora del Hospital Pediátrico Hugo Mendoza, Noldis Naut, explicó que si el niño recibió sus dosis a los 2, 4, 6 y 18 meses y un refuerzo a los cuatro años, no hay necesidad de que vuelva a ser vacunado.

Mientras que los adolescentes que hayan recibido la dosis de Pentavalente hace 10 años sí deben ser vacunados, porque los refuerzos se deben aplicar cada 10 años con la Pentavalente, que incluye otros biológicos que protegen del tétanos, tosferina, hepatitis B e influenza tipo B.

Desde el lunes hasta ayer , las autoridades reportan haber vacunado a 102,470 personas de DT (difteria y tosferina), 21,450 DPT (difteria, tétanos y tosferina) y 11,825 Pentavalente.

Share.

About Author

Leave A Reply